La NASA dice adiós al Spirit en la superficie de Marte

La NASA ha dado por finalizadas las actividades operativas del explorador Spirit y dejando el “Mars Exploration Rover Project” en una operación de un solo vehículo centrado en el todavia operativo explorador gemelo del Spirit… el Opportunity.

Con el fin de las operaciones del Spirit concluye de una de las misiones de mayor éxito de la exploración interplanetaria jamás realizadas.

La última comunicación con el Spirit fue 22 de marzo de 2010, cuando el invierno marciano terminó per afectar irremediablemente sus reservas de energía solar. El explorador ha funcionado durante más de seis años después de aterrizar en enero de 2004 en Marte para lo que en teoría se planeó como una misión de tres meses.

La NASA intentó estas últimas semanas “despertar” al Spirit en base a la energía solar disponible que hubiera podido incrementar durante la primavera marciana. Esta semana se han dado por finalizadas todas las opciones de recuperar el contacto con el Spirit, según informó el Manager del “Mars Exploration Rover Project” John Callas, del Jet Propulsion Laboratory de la NASA, con sede en Pasadena, California.

El Spirit ha recorrido casi 8 kilómetros, más de 12 veces el objetivo establecido para la misión. Llegó a cruzar una llanura desde el lugar de aterrizaje; subió pendientes de hasta 30 grados y se convirtió en el primer robot en subir a la cumbre de una colina en otro planeta. Además casi con tintes “heroicos”, pudo recorrer casi un último kilometro extra después que su rueda frontal derecha quedara totalmente inutilizada en 2006. El Rover “Spirit” nos ha enviado a la Tierra más de 124.000 imágenes.

Uno de sus hallazgos más importante fue descubierto de forma irónica, gracias a la inmovilidad de la rueda delantera derecha y su efecto de arrastre. En 2007, mientras el robot se desplazaba hacia atras dicha rueda presentaba particular de color blanco brillante. El Spirit utilizó sus espectrómetros de partículas alfa de rayos-X y de Emisión Térmica en Miniatura revelando que aquel material era  sílice casi en estado puro. Con dicho hallazgo quedo demostrado que hubo una vez que las aguas termales o respiraderos de vapor en dicho el lugar y que podrían haber proporcionado condiciones favorables para la vida

La cuestión es que el “tesoro” que representan los datos obtenidos por el Spirity el aún operativo Opportunity, todavía podrían generar increibles futuras revelaciones para la ciencia. Algo que ha convertido un proyecto que inicialmente se concibió como un experimento geológico bastante simple en Marte en lo que ha sido la primera expedición terrestre “completa” de la humanidad a otro planeta. El Spirit ha explorado de la misma manera que lo hubiera hecho un humano, observando desde una colina, recorriendo llanuras, escalanda colinas observando sobre ella y muestrandonos la vista desde ella.

Todo ello de una manera que nos ha permitido a todos desde la Tierra formar parte de esta increible aventura.

“Spirit”, misión cumplida.